Hallan entierros en La Lagunilla

Investigadores del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) descubrieron cuatro entierros infantiles que datan de 1521 a 1620 y que fueron inhumados a la usanza prehispánica.

En un comunicado de prensa, la dependencia indicó que el descubrimiento se realizó en un predio en La Lagunilla, en el Centro Histórico de la Ciudad de México.

Los especialistas detectaron que uno de los cráneos presenta criba orbitalia, una enfermedad asociada con la desnutrición.

Juan Carlos Campos Varela, arqueólogo a cargo del proyecto, destacó que los entierros datan del periodo Colonial Temprano, que el área del descubrimiento correspondió al barrio de Cotolco y perteneció a la parcialidad de Atzacoalco, una de las cuatro grandes divisiones territoriales de México-Tenochtitlan.

Campos Varela destacó que los cuatro entierros infantiles no tienen huellas de sacrificio ritual, por lo que la causa de sus muertes, que serán determinadas con exámenes de antropología física, podrían asociarse a una época de crisis.

El especialista destacó que un indicador es el cráneo del infante de mayor edad, el cual pudo fallecer entre los seis u ocho años, de acuerdo con la talla de sus huesos y de sus brotes dentales, en donde se observa criba orbitalia en los techos de sus órbitas oculares, una enfermedad directamente asociada con anemia, procesos infecciosos, parasitosis y desbalance en la dieta.