Categoría abierta para chicas trans

La natación pretende convertirse en “el primer deporte” en poner en funcionamiento una “categoría abierta” en la que podrán competir deportistas transgénero, anunció este domingo en Budapest Husain Al Musallam, presidente de la Federación Internacional (FINA).

No quiero que se le diga a un deportista que no puede competir en el más alto nivel”, afirmó Al Musallam durante un Congreso extraordinario de la FINA, celebrado en el marcado del Mundial de natación, que arrancó el sábado.

“Voy a poner en funcionamiento un grupo de trabajo para crear una categoría abierta en nuestras competiciones. Seremos la primera federación en hacerlo”, aseguró.

Esta decisión de la FINA llega cuando la natación se ha visto sacudida por una polémica referente a la nadadora transgénero estadounidense Lia Thomas.
La estudiante de 22 años, nacida con sexo masculino, se convirtió este año en la primera nadadora transgénero en ganar un título universitario en su país.

Su victoria de mediados de marzo en la final de 500 yardas había abierto un gran debate. Sus detractores habían estimado que, al haber competido en categoría masculina en el pasado, Lia Thomas se beneficiaba de una ventaja fisiológica injusta para el resto.

Tras el anuncio de creación de esa “categoría abierta” no tardaron en sucederse las reacciones.

Justo tras su título de campeona del mundo de 200 metros estilos en Budapest, la estadounidense Alex Walsh celebró la iniciativa de la FINA.

“Estoy feliz con que la FINA y las diferentes federaciones no se lancen a investigaciones sino que reevalúen las reglas. No sé cuál es la solución de verdad para que las cosas sigan siendo igualitarias, pero evidentemente quiero que todo el mundo pueda competir y mientras encuentren una manera de que así sea, estoy contenta. Creo que el objetivo de la FINA y lo que van a hacer es lo mejor para todo el mundo”, declaró.