Llaman a denunciar huachicoleo en Chiapas

Presidentes municipales de la región petrolera, zona norte, fijan su postura ante el problema del Huachicol en sus municipios donde el más azotado por este flagelo resulta ser el municipio de Reforma.

Debido al incremento de robo de chatarra y ahora de combustible en ductos de Pemex, donde en días pasados, elementos del Ejército lograron la detención de una pipa cisterna, en una toma clandestina en el ranchería  zapotal primera sección de esta ciudad, los presidentes municipales de Reforma y Pichucalco llamaron a la población a denunciar estos delitos.

Reforma es una zona petrolera que conducen en sus tuberías; gases, petróleo y aceite debido a que hay dos plantas petroquímicas interconectadas que son: El complejo procesador de gas Cactus, ubicado en la ranchería San Miguel segunda sección, y el complejo procesador de gas Nuevo Pemex, siendo un peligro latente para el municipio, señaló el alcalde Herminio Valdés Castillo.

Refirió que existen grupos de personas que se dedican al robo de chatarra (chatarreros) y al combustible, además de los que se dedican a sustraer  líneas  de tuberías, fuera de  usos, ponen en peligro a la población cercana, a donde hacen sus tomas clandestinas, perforan tuberías o sacan chatarras que también es considerado como un delito grave.

Sumándose al llamado del presiente de la República, Andrés Manuel López Obrador, el gobernador del estado, Rutilio Escandón Cadenas, los ayuntamiento de la zona petrolera en la Zona Norte del estado de Chiapas, hacen un llamado urgente a la ciudadanía para denunciar este tipo de ilícitos en sus comunidades, municipios y estados.

Explicó que en el municipio de Reforma, se ha detectado el corte de tubería que conduce gas sulfhídrico, que es altamente venenoso, lo que podrían provocar una tragedia si se corta o perfora uno de esos ductos en un centro poblacional, como los que existen en ese municipio en una zona de alto riesgo al estar asentados sobre líneas de tuberías, activas y desactivadas pero que contienen residuos peligrosos.

Finalmente, pidió a la población denuncien estas actividades ilícitas, si se percatan de excavaciones, venta de gasolina sin tener algún permiso o perforaciones de tubería,  que avisen de forma anónima a los números 01800 228 96 60.

El presidente de la República y el gobierno del estado han opuesto especial interés en garantizar la seguridad de los chiapanecos, ya que el problema del huachicol, pone en riesgo la integridad de las personas.

El ayuntamiento de Pichucalco hace un llamado a la población para unirse a la lucha y evitar la perforación de ductos denunciando, para evitar esta acción que pone en riesgo a la ciudadanía asentada en los sitios cercanos a la generación de estos actos ilícitos.