Restauranteros en Crisis

100 Establecimientos formales aproximadamente conforma el gremio restaurantero de Palenque.

Restauranteros y propietarios de establecimientos que expenden y suministran bebidas alcohólicas de Palenque y Catazajá, se manifestaron pacíficamente el día de ayer a las afueras de la Delegación de Hacienda Estatal.
En las primeras horas del martes 01 de marzo del presente año, empresarios locales mostraron su inconformidad a través de pancartas hacia el gobernador de Chiapas, Manuel Velasco Coello, porque este 2016 les están cobrando casi el doble del pago en las licencias de funcionamiento en el expendio de bebidas alcohólicas, lo cual no ven justo porque las ventas en los últimos meses ha sido bajo y muchos están a punto de la quiebra, por lo que solicitan el descuento del 50 por ciento en este concepto.
En primer lugar José Pérez Pérez, Secretario General de los expendedores de bebidas alcohólicas en la localidad, dijo que en su agrupación hay 70 compañeros y que su lucha es pacífica; señaló que en su grupo venden bebidas alcohólicas como restaurantes, bares, centros nocturnos y cervecerías, por lo mismo lo único que solicitan es el 50 por ciento de descuento en el pago, ya que generan empleos dignos a la sociedad, en su caso son 6 trabajadores.
En esta manifestación se hizo presente Santiago Tadeo Nonoal, Presidente de los restauranteros de esta ciudad, quien informó que alrededor de 100 establecimientos bien conformados se tienen en Palenque, y que de este sector se mantienen entre 2 y 15 familias de los restauranteros con empleos dignos. Dio a conocer que en el 2015 pagó alrededor de 9 mil pesos y este año le están cobrando 15 mil pesos por este pago, por lo tanto ese es el motivo de su inconformidad.
Fue duro y claro en decir que si este problema no se soluciona los negocios se irán a la quiebra, van a cerrarlos o trabajarán en el clandestinaje. El hecho de decir que están en quiebra es porque no tienen fuertes ventas y cada día les cobran más impuestos; aseveró que hasta el momento no se ha cerrado ningún restaurante, siguen manteniendo abierto con la baja y todos los gastos corren de sus bolsillos, aspecto que no debe ser porque un negocio debe prosperar por sí mismo.
“Los clientes han bajado considerablemente, uno de los factores principales es la inseguridad que prevalece en la ciudad; del 100 por ciento estamos a un 50 por ciento de pérdidas por esta situación, lo bueno para nosotros son las temporadas vacacionales”, expresó.
Además, Rigoberto Avalos, restaurantero de este municipio, dijo que como dueño es bastante incomodo el dinero que les quieren cobrar, ya que son varias personas que dependen de este giro, en su caso son 10 familias directamente; añadió que están inconformes porque el gobierno estatal en vez de que los apoye a crecer sus establecimientos, nos acorrala en los impuestos y les reduce el horario de la venta de bebidas alcohólicas.
Una de las empresarias más reconocidas de esta ciudad, Amelia Huerta Cabrales manifestó que sus compañeros restauranteros están inconformes por el aumento, porque es excesivo en este periodo; refrió que el año pasado pagó 9 mil pesos y ahora quieren que pague 16 mil pesos.
Finalmente, José Rafael Cruz Guzmán, restaurantero del municipio de Catazajá, subrayó que ellos tienen el compromiso de brindar un buen servicio a la ciudadanía de esta región, al turismo nacional e internacional, y en este lugar se manifestaron, no con el propósito de generar problemas sino con la intención de que escuchen sus peticiones, ya que el alza del impuesto a la licencia de bebidas alcohólicas es demasiado.
HACIENDA NO IMPONE, SÓLO COBRA EL DERECHO
Diario de Palenque platicó con el delegado regional de esta dependencia Isaac Manuel Gerónimo Peña, quien muy amable dio su punto de vista de este caso; reconoció primero que en años anteriores se les ha cobrado el derecho para la venta de bebidas alcohólicas y ha existido un descuento, segundo comentó que este año no está contemplado en la ley de ingresos el descuento del mismo, por lo tanto, la cantidad del impuesto que ellos saben es lo que deben de pagar.
“Tocaron las puertas de esta oficina para manifestar su inconformidad, pero como les informamos, nosotros nada más cobramos con base a lo que se determina en la Ley de Ingresos que cada año se modifica. Entiendo la molestia del gremio porque de alguna u otra forma se ven afectados; Hacienda no impone, porque es un derecho, más bien es vigilado por la Jurisdicción Sanitaria, nosotros nada más cobramos ese derecho”, expresó.
El funcionario dijo que en la reunión que sostuvieron, le hicieron saber que ellos están tocando puertas para que se les aplique este descuento y manifestándose como grupo; su parte como delegado es informar lo que ya se conoce, en la Ley de Ingresos dice que no está contemplado el descuento este año, y tienen que pagar lo que está estipulado en el documento. Dio a conocer que si más adelante existe otra indicación donde le comuniquen, que habrá el descuento, lo harán del conocimiento a la ciudadanía y a este grupo en particular.