Noticias de Chiapas

Escuelas en Chiapas en espera de reconstrucción tras sismos de 2017

Edificios escolares de Unión Juárez que sufrieron daños en los últimos tres temblores de gran intensidad en Chiapas, desde el del 7 de julio del 2014, pasando por el del 7 de septiembre del 2017 y el más reciente del 1 de febrero de este año, no han sido reparados en su totalidad, padres de familia, alumnos y maestros esperan que las actuales autoridades finalmente den respuesta y atiendan la reparación de las estructuras para que los alumnos tengan espacios seguros.
Uno de los muchos casos es el de la Escuela Secundaria Federal Ignacio Zaragoza del Ejido 11 de Abril, en el que los alumnos reciben clases en un edificio con marcados daños que debieron ser reparados en su momento, pero que por alguna razón los recursos sólo llegaron a medias y en ese sentido se hicieron las reparaciones que aún están inconclusas.
En entrevista, Raúl de Jesús Samayoa, director de la institución con más de 40 años de funcionamiento, dijo que en el 2014 y posteriormente en el 2017, las estructuras escolares sufrieron afectaciones graves, las autoridades llegaron, hicieron verificación y se emitió un dictamen, se demolió un laboratorio y se determinó el daño a la dirección y talleres, pero sólo se reparó una parte, porque el recurso no vino completo.
Se ha acudido a distintas instancias para solicitar se concluyan los trabajos, en la Secretaría de Educación se les pidió se enviara copia del dictamen, lo mismo se hizo con Protección Civil, esos documentos serán llevados a la ciudad de México de donde vendrían los recursos, que llegaron incompletos.
Se han hecho reparaciones de manera provisional para que el alumnado pueda recibir clases, porque después se dijo que no había riesgo mayor por lo que se quitó el cercado y los señalamientos que delimitaban el acceso de los alumnos a ciertos espacios, para ello se pidió la intervención de Protección Civil y se levantaron actas.
Sin embargo, hay riesgo latente, además con las afectaciones a las estructuras se han suscitado cortos circuitos en algunas aulas, con lo que aumenta el riesgo para los menores, por ello nuevamente hacen un llamado a la autoridad federal, al gobierno del estado para que atiendan la petición y se determine si hubo desvío de recursos o por qué no ha llegado a las escuelas.