Noticias de Tabasco

Mujeres tabasqueñas son quienes más trabajan en la informalidad

Las mujeres tabasqueñas son quienes se desempeñan en la informalidad en mayor frecuencia, ya que representan el 54 por ciento de los 320 mil personas que laboran en esta situación, informó la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS).

De acuerdo a la dependencia, generalmente laboran en establecimientos que ofrecen múltiples servicios, sin embargo, no llegan a obtener seguro social y prestaciones que garanticen su desarrollo.

Las madres y jóvenes que forman parte de la población ocupada en la informalidad generalmente trabajan en el hogar, comercios y en el ambulantaje, a fin de obtener ingresos para sus familias.

La actividad económica en la actualidad requiere de más mujeres que hombres, pues según los registros estatales son ellas quienes se ocupan diversos giros de la economía sin seguridad social.

Se estima que la cifra de féminas haya incrementado en los últimos cuatro años, debido al desempleo y la falta de oportunidades, lo cual ha ocasionado que las jefas de familia busquen alternativas para garantizar ganancias para sobrevivir.

El sueldo de las mujeres que se encuentran ocupados en este sector llega a recibir de 4 mil a 7 mil pesos mensuales como pago, lo cual puede variar según la actividad en la que se desempeñen. Según la STPS, los tabasqueños recurren a la venta de productos, comida, albañilería, transporte público y servicios domésticos, lo cual no les asegura prestaciones de ley o incapacidad – des por enfermedad pero les ayuda a ganar un sueldo modesto.

Las mujeres tabasqueñas son quienes se desempeñan en la informalidad en mayor frecuencia, ya que representan el 54 por ciento de los 320 mil personas que laboran en esta situación, informó la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS).

De acuerdo a la dependencia, generalmente laboran en establecimientos que ofrecen múltiples servicios, sin embargo, no llegan a obtener seguro social y prestaciones que garanticen su desarrollo.

Las madres y jóvenes que forman parte de la población ocupada en la informalidad generalmente trabajan en el hogar, comercios y en el ambulantaje, a fin de obtener ingresos para sus familias.

La actividad económica en la actualidad requiere de más mujeres que hombres, pues según los registros estatales son ellas quienes se ocupan diversos giros de la economía sin seguridad social.

Se estima que la cifra de féminas haya incrementado en los últimos cuatro años, debido al desempleo y la falta de oportunidades, lo cual ha ocasionado que las jefas de familia busquen alternativas para garantizar ganancias para sobrevivir.

El sueldo de las mujeres que se encuentran ocupados en este sector llega a recibir de 4 mil a 7 mil pesos mensuales como pago, lo cual puede variar según la actividad en la que se desempeñen. Según la STPS, los tabasqueños recurren a la venta de productos, comida, albañilería, transporte público y servicios domésticos, lo cual no les asegura prestaciones de ley o incapacidad – des por enfermedad pero les ayuda a ganar un sueldo modesto.