E. Zapata

Clama ayuda al gobernador

Clama por ayuda fémina del municipio de Zapata, tras denunciar que algunas personas de dicha municipalidad le quieren quitar la casa que le dejo su abuelo, pese a que el hoy difunto la compró desde el año de 1981, dando un anticipo por la cantidad de 75 mil pesos, pero ahora le quieren quitar la casa.
Así lo declaró la señora Rosa María Rosaldo Jiménez de 38 años, quien ante este medio de comunicación dio a conocer durante la tarde-noche del pasado fin de semana, que unas personas, que según son parientes de la señora Carmen, quien le vendió a su abuelo Néstor la casa en disputa, hoy la quieren desalojar de la propiedad que desde hace 33 años, se cuenta con la posesión del predio y la casa, acusó.
Cabe señalar, que según declara la agraviada, doña Rosa María Rosaldo Jiménez, ya van varias veces que personas han venido a quererla desalojar de su humilde vivienda, pero no han podido; “pero ahora me encuentro más acongojada”, señaló la fémina, “pues según el juez del juzgado mixto de primera instancia de Zapata, el caso está en mi contra, pese a que mi difunto abuelo desde el año 1981 compró la propiedad”.
“Por lo que hago un atento llamado al señor gobernador del estado de Tabasco, Arturo Núñez Jiménez para que me ayude a evitar que se cometa una injusticia con mi persona, ya que no cuento con más dinero, pues lo poco que tenía lo presté, y le pagué a un licenciado para que me llevara el caso, pero ya no cuento con más dinero para pagar abogado, por lo que apelando a su buen corazón, señor gobernador del Estado, le pido humildemente su valioso apoyo”, concluyó la agraviada.

Rosa María Rosaldo Jiménez, pide la ayuda del señor gobernador pues no es justo que la despojen de su casa.

La casa se ubica en la calle Obregón, cerca del Parque Independencia.

Desde el año de 1981 el señor Néstor Hernández compró una casa sobre la calle Obregón.